No tienes que pelear para ganar

Por: Gisela Hengl

Inspirado en los Monjes de Shaolin; Jerzy May

No tienes que pelear para ganar, el que quiere ganar sin luchar, tiene que aprender que la verdadera fortaleza interna, no decide la pelea, sino, ni permite que se origine.

El que verdaderamente está descansando en su propio ser, Y vive en el presente, está conectado con su propia fortaleza,  su intuición es infalible; Y ya no es enemigo de nadie.

El camino para lograr eso, requiere de una constante observación, .. esa maestría requiere una práctica continua de conocerse,  hacerse consciente; Y  La absoluta confianza en sí mismo.